temperatura-agua

La Temperatura del Agua en los Acuarios

Ahora que ya sabemos un poco más de la aireación de los acuarios, veremos otro accesorio importante que gestiona la temperatura del agua. ¿Por qué es tan importante tener un control de la temperatura del acuario? El motivo es porque no todos los peces pueden habitar un acuario a la misma temperatura.

Por ejemplo, los peces tropicales necesitan una temperatura entre 24 y 26 grados centígrados. Otros peces necesitan un agua más fría, por lo que hay que hacer una pequeña investigación antes. Cuando estés eligiendo los peces para tu acuario o pecera, ten en cuenta la temperatura ideal para ellos. Si vas a comprar varios tipos de peces, asegúrate de que todos pueden soportar el mismo rango de temperatura.

Hay gente que ha comprado peces dorados y los ha metido en acuarios con peces tropicales, lo cual es mala idea. Los peces dorados prefieren temperaturas de 18º centígrados. Por eso hay que saber la temperatura ideal para cada tipo de pez. Hablaremos de todo esto en nuestra sección sobre peces.

Otra cosa a tener en cuenta es que la temperatura del agua tiene que se consistente. Lo cambios de temperatura constantes pueden estresar a los peces y hacer que enfermen. Por eso hace falta un calentador y un termostato. Hay calentadores para acuario de todo tipo. Los hay de todos los tamaños, tipos y precios.

Un consejo es que no es buena idea elegir los calentadores para acuarios más baratos. Es una función muy importante y no merece la pena arriesgarse a comprar algo de mala calidad. Esto sobre todo es importante por el termostato que “vigila” la temperatura del agua.

Se  necesita tener un termostato de calidad

Cuanto hablamos de termostatos, la calidad, el diseño y los materiales son muy importantes. Es lo que separa un termostato fiable de uno que no lo es. Un termostato muy barato suele fallar mucho, y en el caso de un acuario puede ocasionar un desastre. Es lo que impide que el agua se caliente o enfríe demasiado, y lo cual puede provocar la muerte de los peces.

Lo peor de todo es que no nos daremos cuenta del fallo del termostato hasta que los peces estén muertos. También ocurre que si se calienta demasiado el agua, el tanque tendrá más problemas para mantener el oxígeno disuelto en el agua. Por tanto, los peces pueden morir por el calor y también por la falta de oxígeno.

¿Qué buscamos en un calentador del acuario?

Una norma a seguir es que cuanta más agua tenga el tanque de un acuario, más estable será el entorno. También hay que tener en cuenta que dependiendo del tamaño se tardará más en alcanzar la temperatura ideal. En este sentido importan los vatios que tenga el calentador. La regla suele ser que un tanque de unos 37 litros tenga un calentador de 50 varios. Otro de 200 litros necesitará un calentador de 250 vatios. Esto es solo para hacernos una idea.

Es una buena idea tener dos calentadores por temas de seguridad. Cuando se usan dos calentadores de acuarios pequeños, la posibilidad de que algo falle se reduce enormemente. También se consigue alcanzar la temperatura ideal mucho más rápido. También hay que pensar en que el calentador tengo un termómetro para que podamos vigilar la temperatura por si acaso. Si lo tienes que comprar aparte, compra uno que muestre todos los rangos intermedios.

¿Dónde se ponen los calentadores de acuario?

Hay varios diseños pero hay dos que son los más comunes. Uno de ellos cuelga del marco del acuario donde una parte está dentro del agua. Otro diseño popular es el que se sumerge del todo en el agua, el cual se puede poner en cualquier sitio del acuario.

En el primer diseño, los calentadores tienen una marca indicando la parte del calentador que tiene que estar en el agua. Es importante tenerlo en cuenta porque si no se hace correctamente podría quedar encendido y causar algún daño.

En el siguiente artículo hablaremos de la iluminación de los acuarios.

Deja un comentario